sep
28
0 Actualidad
Publicado el miércoles 28 de septiembre de 2016

El comercio mundial ralentiza su crecimiento

La OMC también ha revisado a la baja las previsiones para el año que viene y ahora espera que el comercio crezca entre el 1,8% y el 3,1%, frente al 3,6%que había estimado anteriormente. Si el desarrollo del PIB mundial se sitúa en un 2,2% en 2016, tal y como está previsto, el ritmo de crecimiento del comercio y la producción sería el más lento desde el estallido de la crisis en 2009.

Las tendencias del comercio mundial

En el primer semestre de 2016 el crecimiento del comercio fue más débil de lo esperado, asegura la OMC, especialmente a causa del descenso de la demanda de las importaciones y la desaceleración del crecimiento del PIB en varias de las principales economías en desarrollo, así como en América del Norte. Sin embargo, han mejorado algunos indicadores relacionados con el comercio, como los pedidos de exportación y el tráfico portuario de contenedores, pero el tono general del comercio sigue siendo débil.

En este sentido, el director general de la OMC, Roberto Azevêdo ha señalado que “la drástica desaceleración del crecimiento es un asunto grave y debemos tomarlo como una llamada de atención. Es especialmente preocupante la creciente oposición a la globalización. Tenemos que asegurarnos de que todo esto no se traduzca en políticas equivocadas que puedan agravar aún más la situación, no solo desde el punto de vista del comercio, sino también de la creación de empleo y el crecimiento y desarrollo económicos, que tanta relación guardan con un sistema de comercio abierto”. Si se mantienen las proyecciones que acaba de revisar la OMC, en 2016, por primera vez en 15 años, la relación entre el crecimiento del comercio y del PIB mundial descenderá por debajo de 1:1.

Históricamente, apuntan los expertos de este organismo internacional, una mejora en el comercio ha sido indicio de un crecimiento económico sólido, puesto que el comercio ha proporcionado a las economías en desarrollo y emergentes un medio para crecer rápidamente.

El futuro del comercio internacional

Con todo, el aumento del número de países con una participación sistemática importante en el comercio y el cambio en la relación entre el crecimiento del comercio y del PIB hacen más difícil prever como se va a comportar el  en el futuro más inmediato. A este respecto, Roberto Azevêdo, Director General de la OMC ha indicado que “debemos tratar de construir un sistema de comercio más incluyente que ayude en mayor medida a los países más pobres, así como a los empresarios, las pequeñas empresas” con el fin de que puedan participar en el “comercio y aprovechar los beneficios que se derivan de él”.