jun
13
0 Actualidad
Publicado el miércoles 13 de junio de 2018

El ICO destina 325 millones para las empresas madrileñas y 30 para invertir en Centroamérica

El ejecutivo madrileño y el Instituto de Crédito Oficial han firmado la ampliación del convenio que facilita el acceso a financiación a empresas y pymes de la región, en el marco del Programa de Financiación BEI e ICO para empresas con criterios de regionalización, dotado con 500 millones de euros para todo el territorio nacional. Con este nuevo acuerdo, sumado a los 200 millones de euros aprobados en 2016 y que se han ejecutado al 100 %, en total se ponen a disposición de las empresas madrileñas 325 millones de euros, que aportarán a partes iguales el ICO y el BEI.

Beneficios para más de tres mil empresas

A través de los convenios con el ICO, la Comunidad de Madrid ha facilitado el acceso a financiación a 3.443 empresas madrileñas, priorizando aquellas que se dedican al sector industrial, a sectores intensivos en manos de obra, sectores de rápido crecimiento en nuevos nichos de mercado, así como empresas localizadas en zonas con mayor pérdida de empleo. Además, se ha considerado de manera especial determinadas áreas como: área nanotecnología, materiales avanzados, tecnologías industriales y del espacio; área salud, biotecnología, agua y alimentación; área energía, medio ambiente y transportes; y área tecnologías de la información y las comunicaciones.

Más presencia en Centroamérica

Paralelamente, el ICO ha concedido una nueva línea de crédito por importe de 30 millones de euros al Banco Centroamericano de Integración Económica para financiar a empresas españolas con presencia en países de Centroamérica y República Dominicana.  La financiación de estas empresas se canalizará bien a través de las entidades financieras colaboradoras del BCIE establecidas en estos países o bien directamente.

Pablo Zalba, presidente del ICO, reiteró la importancia de seguir colaborando estrechamente con el BCIE y manifestó que “financiar la internacionalización de las empresas es apoyar el crecimiento económico y la creación de empleo”. Por su parte, el Presidente Ejecutivo del BCIE, Nick Rischbieth, indicó que “es importante continuar con el uso de este tipo de herramientas financieras que permiten proyectos de inversión a largo plazo, fomentan la competitividad de los países y la obtención de conocimiento y experiencia, además de nuevos empleos, a favor del desarrollo de los países miembros del Banco”.