dic
18
0 Actualidad
Publicado el martes 18 de diciembre de 2018

Nueva Zelanda es el país donde más sencillo es abrir un negocio

A la hora de valorar las facilidades que los países dan para que se ponga en marcha una negocio, el Banco Mundial estudia diversos parámetros como los permisos de construcción, obtención de electricidad, registro de propiedades, obtención de crédito, protección de los inversionistas minoritarios, pago de impuestos, comercio transfronterizo, cumplimiento de contratos, resolución de la insolvencia y regulación del mercado de trabajo.

Estos aspectos se recopilan anualmente en el informe Doing Business, que concluye que el mejor país, al menos donde más fácil resulta, para abrir un negocio es Nueva Zelanda, seguido de Singapur y Dinamarca, que conservan sus lugares en la clasificación  por segundo año consecutivo. Tras estas tres economías encontramos a Hong Kong  Corea, Georgia, Noruega, Estados Unidos, Reino Unido y la ex República Yugoslava de Macedonia, que completan el Top 10 de los lugares donde más facilidades se dan para abrir un nuevo negocio.

“El sector privado es clave para generar un crecimiento económico sostenible y poner fin a la pobreza en el mundo”, ha afirmado Yong Kim, presidente del Grupo Banco Mundial. “La aplicación de normas justas, eficientes y transparentes, tal como se promueve en Doing Business, constituye la base de una economía y un entorno empresarial dinámicos. Es crucial que los Gobiernos aceleren sus esfuerzos para crear las condiciones en las que la empresa privada se desarrolle y las comunidades prosperen”.

España cae dos puestos

En la edición de este año nuestro país ha caído globalmente del puesto 28 al 30, aunque ha mejorado siete centésimas su índice global de competitividad, hasta alcanzar 77,68 sobre cien. En el detalle de los datos podemos ver que hemos mantenido posiciones en aspectos como  iniciar una empresa (86), pago de impuestos (34), comercio transfronterizo (1) y resolución de insolvencias (19).

Sin embargo hemos retrocedido en obtención de electricidad (48), registro de la propiedad (58), protección de los inversores (30) y obtención de crédito (73), aunque el Banco Mundial destaca nuestro gran avance en la obtención de permisos de construcción, donde hemos pasado de ocupar el puesto 123 al 78, y el más tímido progreso en cumplimiento de contratos, tras registrar un leve aumento en la calidad de los procedimientos judiciales que nos ha permitido progresar tres lugares, hasta  el puesto veintitrés.