Centro de Ayuda @PopularResponde

oct
21
0 Centro de Ayuda @PopularResponde
Publicado el martes 21 de octubre de 2014

¿Cómo puedo hacer un buen presupuesto personal?

Un presupuesto personal te ayudará a cuantificar tus ingresos y gastos durante un periodo determinado.

Éste te permitirá planificarte mejor en tus gastos y ahorros y te servirá para adquirir la disciplina necesaria para cumplir tus objetivos a corto o largo plazo.

Además te ayudará a saber si necesitas una mayor fuente de ingresos, si gastas demasiado en algo innecesario, si necesitas ahorrar más o si por el contrario te puedes permitir algún que otro capricho.

¿Qué características debe tener tu presupuesto personal?

1. Debe ser sencillo

Un presupuesto puede ser una gran herramienta para la gestión de tus finanzas, pero si tiene muchos detalles puede convertirse el algo abrumador y sin sentido.

2. Establece un período de tiempo

Establece tu presupuesto personal para un período de tiempo lo suficientemente largo para que puedas ver los resultados.

Si haces un presupuesto semanal, quizá no puedas tener una visión general de tus gastos o ingresos, por eso es recomendable alargarlo a un mes e incluso hacerlo trimestral o anual.

3. Construye un fondo de emergencia en tu presupuesto

Un fondo de emergencia debe ser un componente esencial en tu presupuesto. Puede ayudarte a financiar gastos inesperados como facturas del dentista o que tengas que llevar tu coche al taller.

4. No te preocupes por encontrar el método perfecto

Actualmente hay muchas maneras de crear un presupuesto y también hay muchas formas de hacer un seguimiento del mismo.

Ya sea con la ayuda de alguna aplicación en tu smartphone o tablet o bien de forma tradicional en un papel, deberás elegir la opción con la que te sientas más cómodo.

5. Haz ajustes en el camino

Si con el tiempo, los resultados presupuestarios no coinciden con tus expectativas, es necesario que realices ajustes para encauzar de nuevo el presupuesto.

6. Haz sacrificios poco a poco

Hacer sacrificios y quitarse de ocio o de caprichos es una parte muy importante de la gestión de los gastos pero, si estableces restricciones demasiado altas y sobre todo, demasiado pronto, será menos probable que sigas el presupuesto marcado a largo plazo.